jueves, 9 de abril de 2015

Aute y Becquer



Tengo una amiga en la Institución Literaria Noches del Baratillo que es fanática (sin ningún sentido negativo) de Becquer, y cada vez que puede organiza algún evento relacionado con él. Uno de ellos fue en el convento de Santa Inés, donde se encuentra el órgano de Maese Pérez, protagonista de una de las Leyendas. En dicho evento estaba previsto que los miembros de Noches del Baratillo recitáramos poemas en homenaje a Becquer, pero no nuestros. A mi me tocó el que Luis Eduardo Aute le había dedicado. Al final hubo cambio de planes y la parte del recitado se anuló, pero no el resto del programa, así que me dediqué hacer de publifotógrafo en lugar de poepublifotógrafo, gajes del oficio :P

Sin embargo aquel poema de Aute me lo quedé. Lo clavé a uno de mis tablones de corcho nada más llegar a casa. Se había quedado como asunto pendiente, tenía que recitar esa poema de una forma o de otra. En todo este tiempo podría haberlo recitado en mil y un sitios, pero con el hecho de haberlo dejado clavado en mi tablón ya me había dicho a mi mismo que ese poema iba a recitarlo tarde o temprano entre estas cuatro paredes y en ningún otro sitio...

Como de costumbre os dejo el audio :)




Este poema
parece ser AUTEntico de Bécquer
según
Juan María Díez Taboada:


Beso que es aire, lágrima que late,
amor de serpiente, traición alegre,
de la pasión, águila dolorida,
luz del ensueño que mata al verdugo,
resigno de la cruz, perdón del alma,
apuñalado perfume del beso
¡todo eso...
                         eres tú!

No hay comentarios:

Publicar un comentario